5 ene. 2010

Instinto

Gritar...Y así el hombre una vez más defiende su tesoro más preciado; a sí mismo.

(el miedo y la culpa siempre vienen después...)

No hay comentarios:

Publicar un comentario